Vamos a relajarnos

El post de hoy vamos a dedicarlo a la relajación. A las distintas estrategias que existen, a sus beneficios para la salud física y emocional, al cuándo y cómo llevarla a cabo y a su diferencia con Mindfulness. Finalmente y, para facilitar su entrenamiento, os he colgado una relajación guiada, en nuestro canal de Youtube https://www.youtube.com/channel/UCtVG72LPDcEwyAaF3W10X7g Aunque puede ser útil para niños a partir de los diez años, está más destinada a adolescentes y adultos. En otra ocasión nos centraremos en los más peques de la casa.

¡Comenzamos!

imagen-relajacion-mujer-yoga.jpg

La relajación persigue la reducción de la activación interna y aunque suele traducirse en un estado de bienestar tanto físico como cognitivo, en función de la técnica de relajación que utilicemos haremos más o menos hincapié en una u otra de estas dos áreas.

La forma más simple de relajación es la respiración y ha de estar en la base de otras formas más complejas. De manera sencilla, la activación se asocia con la inspiración y la relajación con la exhalación, por lo que en nuestras respiraciones tendremos que dedicar más tiempo a esta fase y no a inhalar profundamente porque podremos notar efectos no deseados como mareo. Igualmente, cuando queremos oxígeno de manera rápida, conviene usar respiraciones claviculares (se eleva el pecho) mientras que si queremos relajarnos es necesario hacer respiraciones diafragmáticas (se eleva el abdomen) o completas (se eleva el abdomen y luego el pecho). Aunque existen diferentes ciclos de respiración, se recomiendan las asimétricas (exhalo durante más tiempo del que he inhalado) para nuestro objetivo de relajación.

Como decíamos, la respiración es la base de la relajación y es necesario que la tengamos en cuenta cuando pretendemos relajarnos. Hay relajaciones centradas en calmar la parte física/corporal que acompaña a la ansiedad y otras que hacen hincapié en relajarnos a nivel cognitivo, aunque, en general, conseguiremos beneficios en  ambos niveles. La relajación que os guío en nuestro canal es corporal, ya nos diréis si apreciáis su beneficio también a nivel superior (pensamiento).

Es importante que cuando estamos aprendiendo a relajarnos, practiquemos varias estrategias para ver cuál resulta más adecuada para nosotros y que lo hagamos de manera regular, no solo en los momentos de ansiedad. De esta manera interiorizaremos su funcionamiento y nos será más útil llegado el momento. Aunque al relajarnos podemos quedarnos dormidos, es importante que no lo hagamos, a menos que ese sea nuestro objetivo, por ello es importante llevarla a cabo sentados, o tumbados siempre y cuando podamos asegurar que no nos vamos a dormir. La iluminación tenue, una postura cómoda y evitar ser interrumpidos son otras condiciones recomendables cuando estamos empezando a practicar esta habilidad. Una vez la tenemos interiorizada, no serán necesarias y podremos hacerla en cualquier situación.

mindfulness-ANTANESActualmente se vienen utilizando mucho estrategias derivadas de la atención plena o Mindfulness, es importante que sepamos que esta no es una estrategia de relajación y que si bien suele conseguirse este resultado, sus objetivos van más encaminados a estar en el momento presente, tener una actitud observadora y no juiciosa de nuestros estados y a la aceptación, entre otros objetivos, más que a conseguir relajarnos. Es importante conocer esta diferencia para saber qué método nos es más recomendable para el fin que perseguimos.

La práctica diaria de ejercicios de relajación está asociada, entre otros, con los siguientes beneficios: mayor conciencia corporal y concentración, estabilización de las funciones cardíaca y respiratoria, mejoras en la capacidad de sueño, mayor predominio de pensamientos positivos y disminución y mejor afrontamiento de las situaciones de estrés.  Dicho esto, ¿a qué esperas para empezar a relajarte?

Os animamos a consultar nuestro canal para practicar la Relajación de los colores así como otros artículos de nuestro blog para profundizar sobre Mindfulness y sus aplicaciones.

Acerca de Tatiana Carbajo

Grado en Psicología por la Universidad Autónoma de Madrid (UAM) Máster en Psicóloga General Sanitaria por la UAM Clínico en EMDR por la Asociación EMDR España Psicóloga en Centro APAI Docente en charlas para profesores y profesionales del ámbito socio-sanitario Psicóloga en distintos talleres de la Comunidad de Madrid
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s